Foto predeterminada blog

Estudiar Derecho empresarial, una opción con mucho futuro

Blog |

Realizar estudios universitarios es algo que debería hacerse por vocación, porque desde luego no tiene ningún sentido pasar cuatro o cinco años estudiando algo solo porque “tiene salidas” para acabar dedicándote a algo que realmente no te gusta. Sin embargo, es cierto que hay carreras y estudios que son vocacionales y además te permiten desarrollar una buena carrera profesional. Esto es justo lo que ocurre si decides estudiar Derecho empresarial.


 


La especialización es imprescindible en el Derecho


 


Si has cursado un Grado en Derecho ya sabes que esta disciplina se desgaja a su vez en innumerables ramas, y para un jurista es imposible dominarlas todas. De ahí que hoy en día tanto despachos de abogados como empresas demanden profesionales que estén bien especializados.


 


A través de una especialización puedes conocer en profundidad todas las particulares de una determinada rama del Derecho, que es algo que no es posible hacer durante la estancia en la universidad.


 


En caso de que te interese todo lo relacionado con las empresas puedes plantearte estudiar Derecho empresarial, que es una de las ramas más extensas que existe, ya que engloba cuestiones de Derecho laboral, civil, mercantil e incluso penal.


 


¿Qué hace un abogado de empresa?


 


El papel del jurista en la organización empresarial es cada vez más importante. A él le corresponde asesorar a la empresa en las diferentes problemáticas que esta puede tener. Esto abarca desde temas de responsabilidad civil a registro de patentes y marcas, normativa sobre contratación o compliance penal entre otras cuestiones.


 


Al abogado de empresa o abogado in house ayuda a los empresarios en la aplicación de la normativa en su negocio. Su papel principal es el de orientar y proteger al cliente para asegurarse de que cumple la normativa y no es sancionado.


 


Está claro que el letrado se encargará de defender a la empresa ante cualquier posible litigio, pero en la mayoría de los casos el abogado in house tiene un papel preventivo, su principal objetivo es evitar que los problemas legales lleguen a aparecer.


 


Cualidades para llegar a ser un buen abogado de empresas


 


El jurista que trabaja en una organización empresarial tiene una vocación generalista, puesto que en realidad debe controlar muchas ramas del Derecho. No obstante, los profesionales mejor valorados son aquellos que, además, tienen conocimientos específicos como los relativos a las normas aplicables en las operaciones internacionales o sobre propiedad industrial.


 


Pero al letrado no le basta solo con sus conocimientos jurídicos, también se le exige que tenga una serie de habilidades y capacidades personales que le ayudarán a desarrollar su trabajo con la máxima eficacia. Entre ellas podemos destacar las siguientes:


 



  • Motivación para afrontar todo tipo de situaciones, desde las más sencillas a la resolución de los casos más complejos.

  • Habilidades de negociación, ya que estas pueden evitar que un conflicto con un cliente, un proveedor, o incluso un empleado, llegue a los tribunales.

  • Visión estratégica para prevenir posibles conflictos y resolverlos cuanto antes y de la mejor forma posible en caso de que lleguen a surgir.

  • Capacidad para tomar decisiones importantes en poco tiempo.

  • Discreción y paciencia para tratar asuntos que son confidenciales y que, con frecuencia, pueden prolongarse en el tiempo.

  • Habilidades de comunicación tanto a nivel oral como a nivel escrito.

  • Conocimientos en materia de protección de datos para proteger adecuadamente la información sensible que tienen que manejar.

  • Carácter metódico y ordenado.


 


En muchas personas este tipo de habilidades son naturales. Pero incluso en el caso de que ya se disponga de ellas, siempre es conveniente trabajarlas y mejorarlas.


 


En el caso del jurista que trabaja dentro del mundo empresarial, debe tener muy claro que tiene que reciclarse profesionalmente de forma habitual puesto que las leyes cambian con frecuencia, pero también debe seguir formándose en todas esas capacidades y habilidades que le serán útiles para desarrollar su trabajo de la forma más eficaz posible.


 


¿Por qué estudiar Derecho empresarial?


 


El abogado corporativo tiene una función relevante dentro de la organización empresarial, a él le corresponden tareas como la elaboración de poderes, la constitución de sociedades, la redacción de todo tipo de contratos, el diseño de las estrategia de protección legal y la defensa de la empresa en caso de litigio.


 


Hay muchas razones por las que los graduados en Derecho pueden estar interesados en desarrollar su carrera profesional en el ámbito empresarial, pero entre ellas hay varias que destacan:


 



  • Es un trabajo que supone todo un reto, puesto que hay que afrontar diferentes tareas. Esto implica que no hay tiempo para la monotonía ni para aburrirse.

  • La remuneración de los letrados in house suele ser alta, puesto que las empresas reconocen la importancia que tienen.

  • Permite trabajar en empresas de cualquier lugar del mundo.


 


¿Dónde estudiar Derecho empresarial?


 


Si tienes claro que esta es la rama en la que te interesa especializarte, en OBS Business School ponemos a tu disposición diferentes másters y posgrados en Derecho relacionados de una forma u otra con el mundo empresarial.


 


A través de ellos puedes convertirte en el profesional que las empresas necesitan. En concreto tenemos dos que te permitirán formarte en campos que están en pleno crecimiento, puesto que hay mucha demanda y pocos letrados bien formados.


 


En caso de que te interese todo lo relacionado con la propiedad intelectual e industrial de las empresas puedes optar por nuestro Máster en Patentes, Marcas y Propiedad Intelectual. Profundizarás en los aspectos jurídicos, técnicos y económicos relacionados con la propiedad industrial e intelectual y podrás aconsejar a tus clientes en un campo que es tan importante como desconocido para muchas empresas.


 


Si prefieres el ámbito de los negocios puedes formarte con nuestro Máster en Derecho Internacional de la Empresa, que te permitirá profundizar en diferentes sistemas legales y poder ayudar así a las empresas en sus procesos de internacionalización.


 


Como jurista necesitas especializarte para aumentar tus posibilidades de encontrar el empleo de tus sueños, y ahora es buen momento para empezar a trabajar en tu futuro profesional. Por eso, no dudes en informarte sobre nuestros Másters en Derecho de la Empresa.