Foto predeterminada blog

Se crea un nuevo puesto de trabajo: Diseñadores de Negocios

Blog |

Hemos escuchado una y mil veces, que en estos años y los por venir, desaparecen algunos puestos de trabajo, pero se crearán otros. De hecho hemos vivido este cambio desde  la irrupción del ecosistema digital en el que aparecieron los Community Manger,  Social Media Manager, Científicos de Datos, Responsables de Customer Experience y varios más.


A esta lista se agregan ahora los Diseñadores de Negocios o Diseñadores Comerciales.


 


 


¿Qué perfil tiene este profesional y cuál es su principal función dentro de la organización?


Este profesional combina conocimiento de la industria, habilidades analíticas y experiencia en pensamiento de diseño, para llevar el “enfoque del usuario a las necesidades comerciales de la empresa”. Son profesionales que dentro de la organización  impulsan los  proyectos innovando la experiencia del usuario, conectando los resultados comerciales y de usuario y creando una hoja de ruta para guiar la ejecución de la estrategia.


Es decir, estamos hablando de un profesional senior porque de él y su equipo dependerá el diseño y desarrollo de la Estrategia de Negocios, para que los diferentes equipos tácticos y operativos puedan ejecutarla.


¿Por qué nace este nuevo perfil profesional?


Porque las empresas se basan en resultados. Pero esos resultados dependen del talento de su gente para lograrlos. Y cuando hablamos de talento, nos referimos a la creatividad, a la capacidad de innovar centrado en el usuario, a la capacidad de anticiparse (pensamiento estratégico de largo plazo) y finalmente  a la capacidad de demostrar con resultados concretos y satisfactorios, que este enfoque funciona.


Hasta ahora, las grandes empresas ya venían trabajando con este enfoque (Centrados en la Experiencia del Cliente) pero el proceso era más lento porque el Director de Negocios debía trabajar conjuntamente con Diseñadores de Customer Experience (expertos en disciplinas como el Design Thinking); Diseñadores UX/UI para desarrollar y prototipar las soluciones; programadores y expertos en Marketing  y Comercialización para llevar a cabo la implementación de la Estrategia.


Muchas disciplinas, muchos “egos” y cada uno experto en su área, pero con un conocimiento muy superficial sobre las otras áreas y el impacto que su propio trabajo puede llegar a tener en el resultado final.


 


Así, surge la necesidad de tener alguien que lidere esta función que pretende conectar y alinear los resultados del usuario y del negocio de una manera que produzca una visión cohesiva y además defina los próximos pasos prácticos para lograr los objetivos comerciales.


Los Diseñadores de Negocios, al utilizar el pensamiento de diseño como una forma de trabajar, identifican rápidamente – gracias al uso de la metodología –los problemas a resolver, e innovan y resuelven las necesidades de los usuarios mientras demuestran que las soluciones aportadas, también brindan resultados comerciales medibles (generalmente exitosos gracias a las ágiles iteraciones que están acostumbrados a realizar por su pensamiento de diseñador).


En cada paso, desde el concepto hasta la ejecución, la empresa mide para evaluar si una acción tiene “sentido comercial”. Por ejemplo, antes de financiar una nueva oportunidad comercial, la empresa querría cuantificar el valor de la oportunidad como un primer paso importante. Los diseñadores de negocios establecen este valor identificando quiénes se benefician y de qué manera, para que luego puedan cuantificar el tamaño de la oportunidad. La aplicación del pensamiento de diseño desde una perspectiva empresarial identifica los impactos centrados en el usuario que se pueden utilizar para evaluar y construir un caso de viabilidad.


Al resaltar los conocimientos comerciales relevantes, los diseñadores comerciales ayudan a acelerar el proceso de diseño al garantizar que los objetivos comerciales se comprendan y representen por adelantado en el proceso de diseño. Los diseñadores de negocios también ayudan a impulsar la ideación identificando tendencias y desarrollos clave de la industria que pueden mejorar la experiencia del usuario final.


Este perfil de profesional senior ya existe, sólo es cuestión de encontrarlo y darle el espacio y el respaldo necesarios, para que despliegue todo su potencial.