OBS Business School es la 1ª escuela de negocios 100% online reconocida por QS Stars, con la máxima distinción en la categoría Online Learning

Conoce los pasos básicos para aplicar la analítica web

Blog |

La analítica web es un recurso que no consiste sólo en medir el tráfico de nuestra plataforma o página. Va mucho más allá: tomando como referencia esos datos, busca entender, interpretar y analizar el estado de un sitio web con el fin de enfocarlo hacia los objetivos que la empresa se ha trazado previamente.


Es decir, es una herramienta eficaz y necesaria para, por ejemplo, estudiar el impacto de las campañas publicitarias y de marketing online, así como las distintas conductas de los usuarios que interactúan en la red.


Número de visitas, páginas vistas, porcentaje de rebote o plazos de estancia en el sitio son algunos de los datos que arroja la analítica web, y que sirven, a la vez, para identificar tendencias y tomar mejores decisiones en ese sentido.


 


¿Cuántos y cuáles son los pasos para implementar la analítica web?


La analítica web es un proceso que se divide en varias etapas. No se puede aplicar de la noche a la mañana porque requiere tanto de un estudio previo como una adaptación del negocio y sus recursos (técnicos y humanos).


Muchas empresas cometen el error de poner en marcha esta herramienta sin antes haberse informado de lleno sobre sus características e impacto. Creen que la medición del tráfico es suficiente y por ello no acaban de sacarle el máximo provecho a la misma.


Obviamente, cada negocio implementa la analítica web en función de sus necesidades, recursos y posibilidades. No obstante, y siempre dejando claro esto último, sí que se puede hablar de pasos básicos para su implementación. Mira:



  1. Elegir el sitio web sobre el que se quiere aplicar la estrategia de analítica web para gestionar sus visitas. Puede ser un blog, una página corporativa, un portal de captación de registros, entre otros.

  2. Cada sitio web tiene unos objetivos concretos: aumentar el número de visitas, posicionarse, mejorar su nivel de conversión a ventas, entre otros. Para ello, es necesario definir a la vez los indicadores clave de rendimiento o también llamados KIPs; es decir, criterios para saber si estrategia ha sido exitosa o no.

  3. Elegir la herramienta a través de la cual vamos a implementar la analítica web. Recuerda que debe ser una herramienta que esté a la altura del objetivo que te hayas trazado y que sea realmente útil.

  4. Analizar el sitio como tal, es decir, en su conjunto y mirando al detalle la estructura que lo compone. Importan, sobre todo, cómo está organizado y cuál es el proceso que siguen los usuarios para interactuar con los productos hasta que se convierten en clientes de la marca.

  5. Poner una URL específica a cada página para que se pueda realizar una mejor medición de los datos. A partir de ahí, la analítica web debe orientarse a realizar las mediciones y obtener informes de las mismas.

  6. Implementar los cambios que sean necesarios para mejorar el proceso de medición y análisis.


 


Aquí tienes los pasos básicos para aplicar la analítica web en tu negocio. ¿A qué estás esperando para dar el paso y gozar de sus múltiples beneficios?